Antonio Diaz

Karateca Antonio Díaz ante un gran reto y un sueño, Tokio 2020

No ha habido escenario en el que el karateca venezolano Antonio Díaz no haya brillado. A lo largo de su fructífera carrera ha participado en cinco mundiales y recientemente ocupó el cuarto lugar en el Open de Francia. En la actualidad toda su preparación y dedicación está orientada a la próxima cita olímpica, que se celebrará en Tokio 2020.

Esta reunión significará el debut del karate como disciplina olímpica, luego que la Asamblea del Comité Olímpico Internacional aprobara la inclusión de cinco deportes. Por ello, uno de los máximos representantes del país en este deporte aseguró estar trabajando “fuerte”, aunque reconoce que quizás para él el encuentro llegue un poco tarde. Díaz ya suma 37 años y la sombra del retiro no está muy lejos.

Sin embargo, en este momento es cuando más enfocado está en sus objetivos, y así lo dejó claro. “Cuando piensas que no lograrás más nada, cuando estás a punto de tirar la toalla, puede ser el momento en que estés más cerca de lograrlo”.

La vida se lo ha comprobado y así lo comparte, al señalar que luego de haber ganado medallas de bronce y plata pensó en intentarlo una vez más para luego retirarse y fue en ese año donde obtuvo el oro, esto le dejó una enseñanza.

¿Cómo te preparas para Tokio 2020?

Esperé por muchos años esta oportunidad, los temas de clasificación son limitados. Siento que debo ir, aún me siento en condiciones para participar. Estamos trabajando fuerte para la ruta olímpica y poder representar bien a Venezuela esta cita.

Si no hubiera sido karateca, ¿a qué te dedicarías actualmente?

De chamo me gustaba mucho el baloncesto, aunque estudié comunicación social  y creo que esa hubiera sido mi profesión. Pero no veo mi vida sin el Karate.

¿Cómo fueron tus inicios en el karate?

Cuando comencé no era el niño más dotado, era gordito, pero gracias a mi padre (que también practicaba la misma disciplina), mi entrenador y más que todo a la familia, también con muchas horas extra de entrenamiento y perseverancia, logré llegar a donde estoy.

¿Te ves como dirigente o como parte de la Federación una vez que te retires?

Si, hay muchas cosas que me gustaría aportar y existe la posibilidad de apoyar a las próximas generaciones.

¿Qué sentiste al ganar tu primer campeonato mundial?

Esa sensación va ligada en parte con la perseverancia y con la ambición, cuando obtuve mi primer contacto con la disciplina me mentalicé con ganar un campeonato.

Luego de haber ganado medallas de bronce y plata pensé en intentarlo una vez más para luego retirarme y fue, en ese año, donde obtuve el oro. Esto me dejé una enseñanza. Cuando piensas que no lograrás más nada, puede ser el momento en que estés más cerca de lograrlo. La constancia es una gran clave.

¿Cómo definirías el actual momento deportivo?

En Venezuela existe un gran potencial, uno de los ejemplos más grandes es la atleta Yulimar Rojas. Atletas de otros países dicen que los venezolanos tenemos algo que los demás no, es la entrega y dedicación que le damos al luchar por lo que deseamos, una garra competitiva.

En los últimos meses Venezuela ha dado forfeit en varias disciplinas deportivas

La situación país afecta mucho, aunque la Federación de Karate  ha sabido manejar y cumplir la programación sin ninguna irregularidad. No tengo el conocimiento de las demás disciplinas.

 

 

uma